TRATAMIENTO CORPORAL REAFIRMANTE


Este tratamiento está especialmente indicado para personas que tengan la piel blanda después de una fase de adelgazamiento muy rápida y la piel no haya tenido tiempo de recuperarse. Los productos que utilizaremos en este tratamiento son extremadamente tonificantes y reafirmantes. Por un lado el fango con algas reafirmante que se aplica para hacer la mascarilla tiene muchas propiedades para el organismo, pues favorece la renovación de la piel, hidratándola, nutriéndola y aportándole todos los minerales,  y oligoelementos que necesita para favorecer la renovación celular, tiene un efecto calmante con alto poder de absorción, depura la piel oxigenándola y liberándola de toxinas e impurezas, reduce la flacidez y actúa contra las estrías y celulitis, también activa la circulación.  Por otro lado tenemos el aceite de sésamo, que es un aceite revitalizante, que hidrata y nutre en profundidad, tonificando y previniendo así la flacidez, un preparado de aceites esenciales reafirmantes y el gel reafirmante corporal que con su composición de extractos vegetales, de efecto tensor sobre las fibras de la piel, reafirma y mantiene la piel tersa y joven.

 

El protocolo a seguir en el tratamiento reafirmante sería: en primer lugar haremos una exfoliación en la zona a tratar con sales del mar Muerto mezcladas con aceite de sésamo y un preparado de aceites esenciales reafirmantes. Retiremos el exfoliante y haremos un masaje tonificante con aceite de sésamo y unas gotas de preparado de aceites esenciales reafirmantes por la zona a tratar. Aplicaremos la mascarilla de fango con algas reafirmante y la dejaremos puesta unos 20 minutos. Después la retiraremos con una buena ducha y procederemos a dar un masaje tonificante con gel reafirmante corporal.